martes, 27 de octubre de 2015

POR QUÉ DAFNE?

Allá por el año 2007 me embarqué en la aventura de iniciar, ya de mayor, una carrera universitaria. Por no quedarme con la espinita de no hacerlo en esta vida, que a lo mejor hay otras vidas, yo no digo que no.  Pero como no lo veo muy claro, prefiero ser ansiaviva y hacer tooodo lo que pueda en esta, que saber Dios........... de la otra no ha vuelto nadie jajajaj!!!! 

Quería quitarme de una vez por todas el San Benito de para qué vas a hacer eso si no vale para nada? siempre me había gustado pero como no valía para nada............. que si pitos que si flautas, todos opinamos ya sabéis, que si para que hacer esto a estas alturas de la vida? bueno hija el saber no ocupa lugar.............. opiniones de familia, de amigas que te sorprenden por lo retrogrado de sus opiniones, hasta me llegaron a decir, que bien así ganas al Trivial! sin comentarios...........

Pues eso, siempre me ha apasionado la historia del arte pero ya con treinta y todos en esos inicios, trabajando y con niños pequeños, complicado es hacer cualquier cosa.

Pasando de todo, me decidí por la UNED, pero al no ofertar en su plan de estudios en ese momento una carrera de arte, me matriculé en Historia, de un par de asignaturas por año, con calma. 

Mira tu por donde en el año 2009, anuncian un nuevo grado de Historia del Arte!!! y ohhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh para allá que me embarqué sin ninguna duda.

Hoy, seis años después, de cambiarme al grado de arte, os puedo asegurar, que en malos momentos y en situaciones muy adversas me he aferrado al conocimiento, al saber, al aprender porque sí, y he ido sacando asignatura a asignatura pasito a pasito, sintiéndome enamorada día a día de esta carrera y disfrutándola al máximo a pesar de los agobios de estos dos últimos años que me he cogido demasiadas.

En mis inicios, me topé con una página web, la página no oficial de historia, en la que encontré apoyo. Una carrera universitaria, estudiada así es solitaria, eso sí la preparación es bastante más concienzuda a pesar de lo que se pueda pensar, no te quita nadie materia, entra todo en el examen, desde la primera hasta la última página, y a veces los manuales que manejamos son de mas de 500 páginas, una locura! pero bendita locura!

Estudiantes desinteresados con los que compartir de una manera virtual, el amor por algo como es la historia y la historia del arte, compañeros, que se han ido convirtiendo en amigos queridos que me han acompañado durante estos años y que aún siguen y seguirán conmigo para siempre.

Me registré en la página no oficial de historia con el nombre de Dafne, fue en el tiempo en el que cursamos la asignatura de mitología e iconografía del primer año de carrera, y es un nombre al que le tengo cariño.

Como me queda muy poquito para terminar, el nombre es un homenaje a mi nick. Para que me recuerde y tener presente para siempre, mis vivencias universitarias, mis sinsabores, mis queridos compañeros que me llaman Dafne en vez de Yoli (y yo a ellos con el suyo, no os creais que es una cosa mía sola, que todos tenemos nombres foreros y nombres reales, jajaja!) nuestro vivir compartido dia a dia, nuestras risas en las kedadas y nuestras alegrías.

Una compañera de uni, al empezar a barajar nombres para intentar comercializar mis chorraditas en una tiendecita virtual, me lo sugirió y me gustó, así que con los caprichos de Dafne me quedo, gracias Lexei!

Si habéis llegado hasta aquí sin dormiros jajajaja!!! y os apetece un poquito más, os cuento algo sobre el personaje mitológico de Dafne. Por cierto Ari si me lees, que sepas que me gustaba el mito de Ariadne en su dia pero ya te lo habías cogido tú! 

Sabéis que Dafne era una ninfa?????????? Os dejo una pinceladita de su historia:

Dafne, en la mitología griega, era un ninfa de agua dulce que habitaba en los ríos, arroyos, lagos, pantanos, fuentes y manantiales de la tierra. y su nombre derivaba de un genero de plantas arbustivas entre las que se incluían la especie Daphne laureola, osea, laurel. Hija del Dios del río Peneo.

Las ninfas eran un grupo de espíritus femeninos de la naturaleza que solían acompañar a varios dioses y diosas. A diferencia de los dioses, las ninfas eran consideradas espíritus divinos que animaban la naturaleza. 

Fue protagonista de un desgraciado amor con Apolo, huyendo del cual quedó convertida en un árbol de laurel.

Dafne fue perseguida por Apolo, a quien Eros, había disparado una flecha dorada para que se enamorase de ella, pues estaba celoso porque Apolo había bromeado sobre sus habilidades como arquero, y también afirmaba que el canto de éste le molestaba. 

Dafne huyó de Apolo porque Eros le había disparado a su vez una flecha con punta de plomo, que provocaba desprecio y desdén. 

Durante la persecución, Dafne imploró ayuda al dios del río Peneo, su padre, quien la transformó en laurel, árbol que desde ese momento se convirtió en sagrado para Apolo.

Para acabar la historia….

Se dice que Apolo quedo triste llorando y abrazado a las ramas del árbol de laurel como si estuviera abrazándola a Dafne:

– Siento que tu corazón late bajo esta corteza –dijo Apolo, mientras las lágrimas rodaban por su rostro-. Y como no podrás ser mi esposa, serás mi árbol sagrado. Usaré tu madera para construir mi arpa y fabricar mis flechas, y con tus ramas haré una guirnalda para mi frente, siempre serás joven y verde, tú, Dafne, mi primer amor.

Es por eso que el laurel fue, y sigue siendo el símbolo del dios Apolo.

Bonita historia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario